Percibimos el mundo a revés

Nuestros ojos perciben las imágenes invertidas y maravillosamente nuestro cerebro las endereza y les da significado. Sin este proceso, veríamos "el cielo a nuestros pies".

Con el pasar de los años, en mi experiencia clínica, he confirmado que le damos al cerebro (MENTE) el poder de casi todas las tareas de nuestra experiencia humana.

En nuestro mundo emocional, también creemos que el cerebro puede dar la vuelta a nuestras vivencias dolorosas y aportarnos la imagen que queremos ver...

ASÍ NO FUNCIONA!!

El cerebro estará luchando con el sentir, generando trastornos depresivos y ansiosos y finalmente perpetuamos el malestar. Sólo reconociendo esta vivencia dolorosa y expresando la verdad, la mente puede brindarnos un pensamiento realista y la comprensión de un proceso que requiere tiempo y valentía.

"Si estoy triste, no puedo pensar en la alegría "

"Si he vivido una experiencia traumática que causa dolor y rabia, el cerebro no podrá invertir el evento y la evasión será un recurso fallido"

Ayudemos a nuestro cerebro (MENTE) antes que colapse...

  • Reconoce tu sentir
  • Utiliza el pensamiento para dar sentido a las emociones 
  • Ser vulnerable es parte de la sanación
  • Nadie afuera alivia lo que no reconoces como doloroso

Cada día una oportunidad para "reconocer lo que es"

YEREANA C

Sin comentarios

Añadir un comentario